• El tiempo





  • » Consecuencias cardiovasculares de las enfermedades reumatológicas

    Esta nota fue creada el martes, 28 junio, 2016 a las 14:33 hrs
    Sección: La corazonada

    Una de cada cuatro personas en México padece un problema reumatológico, por lo que el objetivo de La Corazonada de hoy es hacer una reseña de las enfermedades reumáticas y las complicaciones cardiovasculares que provocan algunas de ellas. Conviene aclarar que las sociedades internacionales de Reumatología incluyen en su análisis a padecimientos que no provocan enfermedades circulatorias, pues sólo algunos de estos padecimientos terminan afectando órganos internos. Tal es el caso de la Fibromialgia o algunas Miopatías, que afectan principalmente a los músculos y no provocan lesiones en el aparato circulatorio, así que las enfermedades reumáticas son varias decenas pero analizaremos sólo las enfermedades que tienen diversas consecuencias cardiovasculares y las más frecuentes son el Lupus Eritematoso Sistémico (LES), la Artritis Reumatoide y las Vasculitis.

    En tanto que son más raras la Espondilitis Anquilosante, la Poliarteritis Nodosa, la Artritis Psoriásicay la Esclerodermia. La Osteoartrosis que es un problema degenerativo y deformante de las articulaciones y la Gota que resulta de la elevación en sangre del ácido úrico, se asocian a algunos problemas cardiovasculares como la hipertensión arterial y pueden lesionar órganos internos como los riñones, pero no afectan al corazón y ya no les dedicaré más espacio el día de hoy.

    El LES es la enfermedad reumatológica por antonomasia y afecta a múltiples órganos puesto que tiene un origen desconocido, con afectación autoinmune. Es decir, el organismo produce anticuerpos contra sus células, pues desconoce a sus propias proteínas, a manera de una reacción antígeno-anticuerpo que también ocurre cuando te expones a un microbio. El Lupus es una enfermedad conocida desde hace cerca de 1500 años, es más frecuente en mujeres en proporción 9 a 1 con respecto a los hombres y se inicia casi siempre antes de los 25 años. Aunque conocemos mucho del padecimiento los conceptos básicos de cómo se provoca la enfermedad y cómo se trata, siguen en desarrollo. Puesto que este padecimiento provoca un enrojecimiento considerable en el rostro, se comparó con lesiones provocadas por la mordedura de un lobo, de ahí deriva su nombre, pues Lupus es “lobo”, eritematoso identifica el enrojecimiento y sistémico, por afectar a varios órganos o sistemas del cuerpo. Recibió el nombre de Lupus en el año 963 de nuestra era. Vale la pena que sepan que hay una forma de Lupus provocada por fármacos, como algunos antiarrítmicos y antihipertensivos que es más benigna que el LES.

    El corazón sufre de diversos problemas en pacientes con LES. En el caso del miocardio, provoca arritmias importantes y daño miocárdico, en tanto que al afectar a las otras capas del corazón, inflama el endocardio y como las válvulas cardíacas están revestidas de esta capa, se presentan soplos y dilatación de las cavidades cardíacas por el daño valvular, en tanto que la inflamación del pericardio provoca derrames de grado variable. Las tres lesiones pueden ser mortales y requieren tratamiento urgente. El pilar del manejo son los anti inflamatorios, para lo cual se emplean diversos tipos de esteroides, lo que comúnmente llamamos derivados de la cortisona, a dosis altas, pues aunque tienen efectos indeseables considerables, son salvadores de vida, además de cloroquina originalmente usado para paludismo y más recientemente fármacos biológicos que actúan como un tipo de quimioterapia. A los pacientes con grandes derrames en el pericardio, en ocasiones les tenemos que realizar una punción para drenar el líquido excesivo, pues compromete la función del corazón, provocando severa falta de aire y una disminución grave de la presión arterial, por lo que es urgente hacer este procedimiento llamado pericardiocentesis, que salva la vida del paciente.

    La Artritis Reumatoide (AR) es la segunda enfermedad en frecuencia que ocasiona lesiones cardiovasculares. Puede afectar al corazón y a diversas arterias y en particular la válvula aórtica y la propia aorta se lesionan por esta enfermedad. No conocemos con exactitud cuántos pacientes hay en México, pero una cifra de 400 000 personas es la más aceptada y es posible que unos 15 000 nuevos casos por año, se presenten en nuestro país. Se caracteriza por severa inflamación de diversas articulaciones y provoca lesiones del corazón por lo menos en la mitad de los pacientes. Muchos casos de aneurisma aórtico y de disección de la aorta se asocian a la AR, pues la inflamación que inicia en las articulaciones se termina haciendo sistémica. La causa sigue siendo desconocida, pero se sospecha que hay relación genética que provoca una reacción autoinmune. El tratamiento es a base de esteroides, modificadores de la enfermedad como la cloroquina y el metotrexate y lo más moderno es la terapia inmune biológica. Cómo el LES, la AR es incurable y requiere terapia de por vida, si bien es conocido que tienen remisiones espontáneas y no deben olvidar que el curso de la enfermedad es muy variable y es personal.

    Finalmente me refiero a las Vasculitis, que es la inflamación de los vasos sanguíneos. Hay muchas enfermedades cuyo daño se establece sólo en los vasos y reciben nombres específicos (Behcet, Churg-Strauss, Kawasaki, etc) pero son raras y hay médicos que no han visto un solo caso en su vida profesional. Pero la vasculitis se asocia siempre a las enfermedades autoinmunes en más de la mitad de los pacientes, así que el problema es mucho más frecuente de lo que parecería. Un síntoma común en estos casos es el fenómeno de Raynaud, que consiste en un cambio de coloración en los dedos de manos y pies ante los cambios de temperatura, de manera que los dedos se ponen pálidos y luego amoratados en una secuencia de colores blando-azul y a veces rojos al final. Dura unos 15 minutos y es doloroso.

    Las vasculitis se tratan igual que el padecimiento de base y cuando es un problema aislado se deberá buscar un origen genético para darle un consejo adecuado a la familia.

    Espero que la información les sirva y sigo a sus órdenes.

    ricardo.jauregui03@gmail.com

    Hasta la próxima.





               



    Comentarios
    No hay comentarios en “Consecuencias cardiovasculares de las enfermedades reumatológicas”

    El área de comentarios esta cerrada.