• El tiempo





  • » Reforma coja

    Esta nota fue creada el jueves, 19 abril, 2012 a las 8:42 hrs

    >Como es habitual en el Congreso mexicano, los diputados se preparan para aprobar una batería de leyes en la última semana de sesiones del actual periodo ordinario, incluida la llamada reforma política.

    Ayer los diputados se acordaron que tenían ese pendiente con el país desde hace meses y decidieron aprobar el proyecto en las Comisiones Unidas de Gobernación y Puntos Constitucionales.

    Hay avances, efectivamente, en la reforma que será sometida este día al pleno cameral, como la figura de la candidatura ciudadana –que se aplicaría hasta la elección federal del 2015-, la consulta popular, la iniciativa ciudadana y la sustitución del Presidente de la República en caso de ausencia definitiva.

    Pero se condicionaron, como era de esperarse, algunas de estos avances.

    Por ejemplo, para convocar a una consulta popular, se necesita la firma del 2% del padrón electoral, es decir, un millón y medio de ciudadanos y está solo podrá ser vinculante, es decir, obligatoria de cumplimiento para el gobierno, si el 40% de  los votantes se inclinan por una de las opciones.

    Para que prospere una “iniciativa ciudadana”, es decir, para que puede ser jurídicamente válida una iniciativa propuesta por cualquier ciudadano, se requiere que esta sea apoyada por el 0.13% del padrón electoral.

    Se retoma la figura de la iniciativa preferente por la que el Congreso se obliga a aprobar dos iniciativas enviadas por el Ejecutivo por cada periodo se sesiones.

    Además se conceden facultades al Senado para que ratifique o rectifique los nombramientos que haga el Ejecutivo de los presidentes de las Comisiones de Energía y de Competencia Económica.

    Pero no se incluyó, por ejemplo, la relección de los legisladores, que era un tema toral en este reforma; tampoco se incluyó el referéndum ni la aprobación de tratados internacionales por esa misma vía.

    No se incluyó tampoco la posibilidad de que un ciudadano promueva una acción de inconstitucionalidad ante la Corte ni se modificó, como era el propósito inicial, el sistema presidencialista para pasar a un régimen parlamentario o semiparlamentario.

    Como quiera, la reforma se destrabó y hoy podría ser votada sin mayor trámite y aprobada por mayoría.

    “Es lo que se pudo”, sintetizó un diputado tricolor. Y si. Lástima.

    >El PRI decidió cerrar el capítulo de los presuntos incumplimientos de Enrique Peña Nieto con la creación de un sitio web en el que se colocaron los 608 compromisos firmados por el abanderado priísta, su terminación y el costó que tuvieron cada uno.

    Con ello el tricolor pretende darle vuelta a la hoja y propiciar que si alguien tiene duda sobre los compromisos, que recurra a la página.

    >Bien le fue a Josefina Vázquez Mota en su comparecencia ante la jerarquía católica del país.

    Las preguntas centrales de los prelados fueron sobre educación y derecho a la vida y, a juzgar por los aplausos que recibió la panista, pasó la prueba.

    Ayer estuvo Andrés Manuel López Obrador y hoy estará con ellos Peña Nieto.

    A ver si salen bendecidos.





               



    Comentarios
    No hay comentarios en “Reforma coja”

    El área de comentarios esta cerrada.